"Los hombres amontonan errores en sus vidas 
y crean un monstruo al que llaman destino”.
John Hobbes

"Cuida tus pensamientos, porque se convertirán en tus palabras. 
Cuida tus palabras, porque se convertirán en tus actos. 
Cuida tus actos, porque convertirán en tus hábitos. 
Cuida tus hábitos, porque se convertirán en tu destino."
Mahatma Gandhi

"Debemos obrar, 
no para ir contra el destino, 
sino para ir delante de él".
Hebbel

"El hombre es el verdadero creador de su destino. 
Cuando no está convencido de ello, no es nada en la vida".
Gustavo Le Bon

--

El destino no existe
"La buena suerte no es casual; es producto del trabajo".
Emily Elizabeth Dickinson

Muchas personas creen que la vida es una cuestión de azar, que las experiencias y oportunidades que se presentan espontáneamente, además de ser gratas sorpresas, son lo mejor manera de vivir y de crecer personalmente. Este tipo de personas confían más en los eventos externos y por esa razón ESPERAN a que las cosas sucedan.

Son personas que creen en las coincidencias y que el universo les tiene preparado un gran futuro, sencillamente porque sí.

Según este tipo de personas, sólo tienes que “darle tiempo al tiempo" y resistir las inclemencias de tus problemas en la vida. Al fin y al cabo, “después de la tormenta llega la calma”, así que lo mejor que puedes hacer es soportar las dificultades actuales, porque tarde o temprano, "vendrán tiempos mejores" para ti.

El destino que está escrito especialmente para ti te encontrará y ya no tendrás las complicaciones que tienes ahora, después de todo “no hay mal que dure cien años, ni cuerpo que lo resista”, así que algún día, quieras o no, tus inconvenientes terminarán.

Sencillamente, las cosas extraordinarias de la vida aparecen de forma inesperada, tú simplemente tienes que estar –de una u otra manera- preparado para hacer uso de los buenos momentos que el destino te está ofreciendo o te ofrecerá, mañana mismo o en un par de años.

A toda esta verborrea fantasiosa e idealista, me opongo rotundamente.





Muchos podrán responderme con docenas de referencias biográficas en las que un personaje de la historia “tuvo buena suerte” y por una feliz eventualidad tuvo éxito en su vida. Inclusive, la mayoría podrá poner el grito en el cielo, citando los cientos de casos en las que una persona trabajó duro toda su vida y al final no obtuvo el gran éxito que su trabajo esmerado debió ofrecerle.

Obviamente, las situaciones afortunadas (y desafortunadas) impredecibles pasan todo el tiempo, pero creo que estos casos son más bien una excepción a la regla. Yo simplemente no creo que las casualidades, la suerte o el fatídico destino deban orientar mi vida y mis propósitos (inclusive algunos piensan que el destino les mostrará cuáles propósitos deben tener en sus vidas y cuáles no, lo cual no deja de sorprenderme). 


Crea tu propio destino
Cuanto más esperes tu futuro, más corto será. Deja de esperar y construye tu vida, nada ni nadie lo va a hacer por ti.

Yo creo en forjar una disciplina física y psicológica para mejorar y crecer como persona. Creo que la mejor forma de asegurar tu “destino” en la vida es creándolo, que la mejor manera de predecir tu futuro es haciendo todo lo posible para que pasen las cosas que deseas.

En mi opinión, estamos en este mundo para crearnos oportunidades, no para esperar a que vengan a nosotros por arte de magia. Además, pienso que no debes ser excesivamente controlador para dejar de creer en el destino y que no tienes que ser una persona psicorígida que anhela tener el control de todo lo que pasa. Puedes tener aventuras, “vivir el momento” y hacer cosas espontáneamente, pero te aseguro que esas cosas no te garantizarán que tus sueños se hagan realidad, a pesar de que sean un componente fundamental en la vida de cualquier persona.

Algunas personas me dirán que simplemente es necesario estar preparados y que la suerte hará el resto, pero ¿acaso el estar preparados no anula el que algo sea debido a la suerte? André Maurois, un famoso novelista y ensayista francés, decía: "No hay secretos para triunfar. En la práctica todas las teorías se derrumban. Todo se reduce a la suerte y a una larga paciencia".

Sin embargo, yo arrugo la frente y me pregunto ¿Qué significa realmente “tener una larga paciencia”? ¿Sólo debo sentarme en mi sofá a ver la televisión y esperar que las bendiciones de una buena vida caigan sobre mí? Tal vez el destino me haga ver el mejor programa de televisión que he visto en mi vida, pero no pasará algo mejor que eso. Incluso los más escépticos convendrán conmigo en que la mera esperanza y la paciencia no garantizan absolutamente nada.

El destino no tiene sentido
"El hombre más poderoso es aquel que es totalmente dueño de sí mismo".
Aristóteles
Yo sólo veo en la suerte, las coincidencias y el destino un cúmulo de excusas para no hacer planes, para no fijar metas en tu vida, para no comenzar a trabajar en aquello que deseas hacer. Ninguna persona sensata que haya triunfado en la vida te dirá que sus logros son producto de la buena voluntad del destino. Will Smith, el famoso rapero y actor estadounidense, no te dirá que su fama, dinero y atractivo físico se deben a las felices coincidencias y una serie de golpes de buena suerte.

El mito del destino es la perfecta excusa para la inacción, para que te quedes justo donde estás ahora esperando que la predestinación haga de las suyas con tu vida.

Si aún crees en el destino, piensa en lo que esta fantasía le está haciendo a tu vida. Reflexiona en cómo esta idea infeliz alimenta tu pasividad y tu pereza, diciéndote que no puedes tener una mejor vida de la que “algo” o “alguien” ya establecieron, sin importar lo mucho o lo poco que hagas ni las ambiciones y sueños que tengas en tu vida.

Frases célebres sobre el destino
Busca lo que deseas, no lo que te mereces.

No seas una persona conformista e idealista, se alguien más pragmático. ¡No esperes a que el destino llame a tu puerta cuando ni siquiera has construido la puerta!

Las cosas que quieres no llegarán a tu vida “como por arte de magia” ni “caídas del cielo”. Tú eres el arquitecto de tu propio destino. En tus manos está tu realización personal y tus objetivos más preciados.

Las oportunidades no aparecerán en tu camino de un momento a otro, tienes que construir intensamente cientos de caminos para que ellas se crucen con el tuyo.

"La suerte es el cuidado de los detalles." 
Winston Churchill


Tú controlas tu destino
Sé el piloto de tu vida para que vueles hacia el destino que te apetezca, deja de ser el pasajero casual del destino, que aterriza donde otros le dicen que lo haga.
  



Publicar un comentario

 
Top